Aparece fosa común con más de 50 restos de posibles víctimas de falsos positivos en Antioquia

(Foto Twitter: @JEP_Colombia)

Nación
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Miembros del Ejército Nacional habrían cometido más de 50 ejecuciones extrajudiciales en el municipio de Dabeiba (Antioquia). Un soldado que actualmente está siendo procesado por la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), declaró que él, junto a su unidad militar, habría dejado en esa localidad los restos de personas que habían sido reportadas como guerrilleros caídos en combate.

De acuerdo a la información, revelada por la revista Semana, el soldado ‘Buitrago’ (su nombre real no es revelado por seguridad), comentó que durante sus días en el Ejército, su sargento ordenaba asesinar a civiles y luego pedía que le dispararan a las víctimas con un fusil M60 para desfigurarlos y evitar que fuese reconocidos.

Además ‘Buitrago’ narró a la publicación que su unidad adoptó como estrategia tomar a jóvenes de Medellín y llevarlos hasta Dabeiba, ubicado a más de 170 kilómetros de la capital de Antioquia, para impedir que sus familias o conocidos los reclamaran.

Tras cometer los asesinatos, los militares cambiaban el vestido de las víctimas, normalmente con prendas oscuras, para luego meterlos en bolsas plásticas y abandonarlos en fosas comunes.

Al exsoldado y a los investigadores de la JEP también les llamó la atención que el cementerio del municipio ha sufrido muchas modificaciones en los últimos años, por lo que sospechan que el Ejército habría hecho esto para ocultar las pruebas que permitan esclarecer los crímenes.

“Ha pasado mucho tiempo, aproximadamente son como 12 años, ha cambiado mucho el cementerio. Hay muchas cosas que no había en el tiempo que yo estuve aquí”, dijo el soldado en su entrevista.

Sondeo