En estado deplorable entregaron las instalaciones del Hotel Guazara de Villanueva

Producto de una querella presentada el 16 de marzo del 2020 por parte del alcalde de Villanueva, Carlos Alberto Barros Mattos y con la asesoría jurídica del abogado Fernando Enrique Maestre Dangond, se dio fin a un proceso jurídico que desde hace 10 años se venía dando para la recuperación del inmueble de razón social Hotel Guazara.

A raíz de la querella se dio efecto a la resolución administrativa proferida por la Inspección de Policía de Urumita, a cargo de Yulieth Romero Manjarrez, con fecha del 22 de marzo del 2022, donde el municipio de Villanueva recuperó la posesión del inmueble.

El abogado y asesor del Palacio municipal, Fernando Maestre Dangond, hizo uso de los mecanismos legales que le permitieron demostrar ante la inspectora de Policía de Urumita, que a Villanueva se le estaba perturbando la posesión del Hotel Guazara, además, logró dejar en evidencia que los argumentos de los querellados carecían de asidero jurídico.

En el proceso también estuvo presente la representante de la Fundación Social Creciendo, a cargo de Lorena Patricia Bernuy, así como José Bernuy, quienes desde hace 13 años venían siendo tenedores del inmueble, una vez fue dado en concesión por el exalcalde Jorge Juan Orozco Sánchez, en su segundo año de gobierno en el año 2007.

“Anteriormente no había tenido la oportunidad de conocer las instalaciones del Hotel Guazara y actualmente dentro del proceso de entrega del inmueble logro avizorar que se encuentra en mal estado”, dijo la inspectora Romero Manjarrez.

Cabe mencionar que en el proceso de entrega se realizó un inventario general del cual participó el alcalde ‘Beto’ Barros acompañado de su asesor, el abogado Fernando Maestre Dangond; la inspectora Yulieth Romero Manjarrez, miembros de la Veeduría local y de la comunidad.  

Posterior a ello, se materializó la entrega del Hotel Guazara al municipio de Villanueva.

“Durante todo este proceso se agotaron las etapas procesales (…) primero la etapa de inspección ocular luego de realizarse la audiencia pública de argumento, posterior la etapa de pruebas y lo que correspondía a la Inspección de Policía fue tomar la decisión al respecto de todo el expediente del proceso policivo, decisión que fue tomada el día 22 de marzo, en donde la Inspección de Policía declaró infractores a Lorena Patricia Bernuy y personas indeterminadas, quienes ocupaban el hotel”, sostuvo Romero Manjarrez.

Agregó que el proceso fue difícil, puesto que dentro del mismo inicialmente consideraban que el contrato de concesión no se había finalizado en su momento.

“Pero este contrato estaba a nombre de Alexandra Díaz, quien posteriormente no administraba el hotel y dentro de las cláusulas eran claras, donde se manifestaba que ninguna otra persona podría ejercer ese contrato de concesión dentro del hotel”, apuntó el abogado.

En ese sentido, Yulieth Romero Manjarrez indicó que el proceso tuvo de 3 a 4 audiencias, pese a que el artículo 223 dice que solo es una, en la cual se deben agotar las diferentes etapas.

“Se inició la actuación del proceso donde el alcalde local puso en conocimiento que la perturbación, posterior a ello se agotó el conocimiento y se efectuó la primera audiencia donde se identifica la parte querellante, se hizo una inspección ocular del hotel, después de esto se agotó la etapa de argumento y de pruebas, se hizo la etapa de decisión por parte de la oficina de Inspección y por último dimos cumplimiento de la orden de Policía impartida dentro de esa decisión”, ratificó.

Al final, manifestó que los querellados en algunas oportunidades solicitaron aplazamientos, “alegando casos fortuitos, pero gracias a Dios se logró materializar la decisión”.