Rafael Manjarrez: ¿Rey de Reyes de la canción inédita sin corona?

“Oigan al Rey sin corona bautizado por los vallenatos, todo ritmo emociona por ser acordeonista innato”.

El aparte transcrito corresponde a la canción que dio título a un LP grabado con su acordeón y su voz por su autor Lisandro meza en el año 1969, la hemos recordado a propósito del tema que nos ocupa.

Después de los momentos de efervescencia y calor, cuando cada uno de los Rey de reyes recientemente elegidos se llevaron  su premio bajo el sobaco, tomé el tiempo suficiente para escuchar una por una y con toda atención cada una de las canciones  finalistas del concurso de canción Inédita durante la reciente edición del Festival de la Leyenda Vallenata, cada una la escuché varias veces para emitir una opinión acertada, ponderada, objetiva y a la medida, presté especial atención a la letra, su mensaje y las melodías, y es ineludible concluir que la de Rafa Manjarrez merecía el primer lugar, es más me atrevo a afirmar que estamos una vez más ante otro “Rey sin corona” como el pueblo denomino en su momento a Lisandro Meza, pero por tratarse de un certamen especial de competencia entre reyes, Rafa es de la canción inédita  el “Rey de reyes sin corona”.

Como lo habíamos rememorado en alguna oportunidad, este tipo de situaciones tiene sus antecedentes, no solo en Valledupar sino en otros lugares también, oportuno es recordar lo que pasó en 1971 cuando contrario a lo que esperaba el público  “Mi gran amigo” una elegía a ritmo de merengue de Camilo Namen hizo a su padre  no obtuvo el primer lugar que se le otorgó a ‘Lamento Arhuaco’, canción de Santander Durán que muy a pesar de tener buena letra y un mensaje de gran connotación social, no superaba, no fue  mejor que el sentido homenaje de Namen a su padre, con un mensaje más universal, una melodía alegre con  caída nostálgica, el tiempo se ha encargado de confirmar que en aquella oportunidad el jurado se equivocó.

Sucedió también en 1978 en San Juan del Cesar en el Festival de Compositores, allá ‘Los Funerales’ de Antonio Serrano Zúñiga dejó regada en el camino a ‘Luna Sanjuanera’ de Roberto Calderón Cujia, hoy es la perdedora el himno de los sanjuaneros, éxito nacional e internacional, recurrente en la Radio, por su parte ‘Los Funerales’ parece haber recibido la extremaunción desde la noche de su inexplicable elección como la mejor, y es para mí la más discreta de las composiciones del gran docente y compositor ya fallecido, desde luego entendemos que se trata de un tema muy subjetivo donde lo que para mí es excelente para los demás quizás no.

Igual en el Festival de La Leyenda Vallenata 1981, los Jurados Enrique Cabas, Fausto Cotes, Luciano Dangond, Alberto Herazo y Jaime Olivella ‘Declararon’  tomaron una decisión inédita en el certamen,  al desierto el primer lugar en el concurso de Canciones Inéditas, y colocaron en Segundo Lugar la que el público ya había declarado ganadora, ‘Nació Mi poesía’ de Fernando Dangond Castro, aquello dejó perplejos a propios y extraños, fue entonces un insulto a la inteligencia; esa situación y en un acto de constricción, el Consejo Directivo de la Fundación, tuvo que dar la razón a la más importante de las “IAS” la ciudadanía que nunca estuvo conforme con la decisión, por eso en otro acto inédito profirió la Resolución  054 de 2000 por la cual se declaró con efectos retroactivos como canción ganadora del Concurso de la Canción Inédita ‘Nació mi poesía’ constituida en clásico del vallenato tradicional con la magistral interpretación del Jilguero de América Jorge Oñate y el acordeón de Juancho Rois. Aquel fallo contraevidente, se pretendió justificar después del ojo afuera con el argumento que el Gobernador del Cesar en aquel momento era el padre del autor de la canción.

Todavía faltan datos de otros Municipios, porque en la versión XVI del Festival en 1983, la que el público consideraba entonces comola mejor canción, ‘El corazón del Valle’ de Roberto Calderón, tuvo que resignarse con un deshonroso Tercer lugar, porque contrario a lo que se decía entre los entendidos en la materia, el jurado dictaminó que la ganadora era ‘Yo soy el acordeón’ de Julio Díaz, para el público, Roberto sigue siendo el Rey.

No ha sido difícil concluir que esta  vez en honor a la verdad y a la justicia,  se impuso el aserto campechano que “Al mejor cazador se le va la liebre” porque se incurrió en error por un jurado que considero idóneo e insospechable encabezado por mi amigo y colega Carlos Alberto Aramendi hombre de fe y verdad, he escuchado una y otra vez el merengue calificado  como el mejor y el paseo que quedo de segundo y no dudo en reiterar que Rey de Reyes sin Corona, doloroso título ya  lo tiene en la mollera en  Canción Inédita Rafael Enrique Manjarrez Mendoza, no seque pasó, la premiada con el primer puesto es sin duda una gran canción, pero la segunda le toma ventaja con la profundidad de su  letra.

Tengo la esperanza que así como sucedió con ‘Nació mi poesía’ el Consejo Directivo de la Fundación Festival de La Leyenda Vallenata nos sorprenda en el futuro con una declaración de Rey de Reyes con efectos retroactivos. ¡Como decía El Cacique se las dejo ahí!