Delincuentes encapuchados asaltaron la casa de Pierre-Emerick Aubameyang

Varios delincuentes encapuchados y armados asaltaron en la madrugada de forma violenta el domicilio del delantero gabonés del FC Barcelona, Pierre-Emerick Aubameyang, en Castelldefels (Barcelona), que se encuentra bien pese a que recibió algún golpe.

Según avanzó El País y fuentes cercanas al caso, el asalto violento se produjo en la madrugada, tras el cual los atracadores habrían huido del lugar en un coche de la marca Audi de color blanco.

Una vez los ladrones han podido acceder al interior del domicilio han amenazado y golpeado al futbolista y a su pareja para que les abriera la caja fuerte, de la que se han llevado objetos de valor, por lo que se ha tratado de un robo violento consumado, según las fuentes.

Los Mossos d’Esquadra han abierto una investigación para tratar de identificar, localizar y detener a los autores de este robo violento.

Por su parte, el FC Barcelona ha prestado asistencia y apoyo al futbolista, que se encuentra bien, y a su familia, según fuentes cercanas al caso.

En casa de Aubameyang se encontraba también un compatriota suyo de 21 años, Babanzila Meshak, que vive en el domicilio, y que también ha sufrido el asalto, por lo que hacia las seis de la mañana su representante ha llamado al club de fútbol de Terrassa, en el que juega, para avisar que no iría a entrenar porque estaba asustado por lo ocurrido, según ha explicado a Rac-1 su director deportivo, Miquel Ezequiel.

A mediados de este mes de agosto, otro jugador del Barça, Robert Lewandowski, también sufrió un robo, cuando le sustrajeron el reloj de lujo que portaba.

Antes de entrar en el recinto de la ciudad deportiva del Barça para entrenarse, el jugador bajó la ventanilla de su coche para firmar unos autógrafos a los aficionados, momento en el que un hombre le arrebató el reloj de lujo que llevaba en la muñeca.

El 18 de agosto, los Mossos d’Esquadra con la ayuda de la Policía Local de Sant Joan Despí (Barcelona) detuvieron al presunto autor de este robo.