El balance del Festival Vallenato 2020

Ya es costumbre en este espacio compartir cada año con ustedes un balance, una vez pasa cada edición del Festival de la Leyenda Vallenata, y este año anormal no puede ser la excepción, especialmente porque se efectuó un experimento único, obligado por las medidas gubernamentales de distanciamiento social, al que se le llamó festival virtual.

Debo decir de entrada, y para que no quede la más mínima duda, que el Festival de la Leyenda Vallenata 2020 fue un éxito y rebasó todas las expectativas. 

He venido diciendo en esta columna y lo sostengo, que este fue un festival semipresencial y no virtual, ya que una parte de la competencia se hizo mediante videos remitidos por los participantes y la otra de manera presencial, incluida la asistencia del jurado. 

Me di a la tarea de reclutar a algunos conocedores y estudiosos de nuestra música y los invité a una retransmisión con comentarios en tiempo real de los acontecimientos y competencias que se realizaban en Valledupar el fin de semana pasado.

Los personajes que comentaron conmigo buena parte del pasado festival 2020, todos han sido jurados de diferentes festivales vallenatos del país, entre otros se encontraban: Antonio Daza Orozco, Alfonso Cortés Marroquín, Marlon Rafael Escalona, Heiner Ayala Prados, Germán Villa Acosta, Arminio Mestra Osorio y coincidimos en que en general este experimento fue exitoso por donde se le mire.

Me atrevo a decir que para nosotros los analistas es mucho más eficaz y práctico estudiar cada interpretación detrás de una pantalla, que con el bullicio que generan los tumultos en un evento masivo, también debo reconocer que la producción del evento en cuanto a imágenes y sonido fue excelente.

Uno de los grandes logros y avances obtenido en esta edición del festival es darles la posibilidad a los amantes de esta música y a los que aún no la conocen, de ver por primera vez todos los concursos desde sus eliminatorias hasta la gran final.

Si bien algunos concursos se hicieron simultáneamente, usted tenía la posibilidad de escoger cuál competencia quería ver y desde la comodidad de su hogar analizar cada detalle de las presentaciones, así la audiencia era prácticamente un jurado más, y lo mejor de todo esto es que el resultado que dio el jurado casi en todas las modalidades coincidió con lo que vimos en cada participación.

En nuestro programa ‘La Parranda con Naín’ nos dimos un banquete de buen vallenato con este festival.