Calidad de la educación media en Riohacha

“No pretendamos que las cosas cambien, si siempre hacemos lo mismo”, Albert Einstein

En Riohacha a pesar de todas las dificultades generadas por el Covid -19, en el año 2020 los resultados en pruebas de Estado Saber 11 se mantienen muy similares a los de los años inmediatamente anteriores, 2018 y 2019. Si se tiene en cuenta que el promedio de los últimos tres años de estudiantes con resultados publicados son 1907, de las cuales el 68%, es decir 1307 pertenecen a establecimientos públicos urbanos; 14%, 269 de públicos rurales y el 18% de privados urbanos, es decir 355.

Los establecimientos públicos atienden el 82% de los estudiantes que reciben resultados de prueba saber 11° y se ubican en los estratos socioeconómicos 1 y 2, en tanto el 18% que es atendido por el sector privado se ubican en su mayoría en el estrato 3 hacia arriba, según fuentes del Icfes.

Según fuentes del Dane, las instituciones públicas el 34% tienen acceso a internet en tanto el 97% en el sector privado. Este es un indicativo nacional que no se aleja de la realidad del Distrito de Riohacha. Acá entran en juego los factores asociados al proceso, como los niveles educativos en los núcleos familiares y las condiciones básicas de los hogares con o sin acceso a bibliotecas y buena conectividad.

La brecha entre lo público y lo privado se mantiene. Incluso se presenta un leve distanciamiento en los resultados. En los últimos tres años (2018-2019-2020) el promedio de los privados en el desempeño escolar es de 282,6 sobre 500, los públicos urbanos de 239,3 y, rurales de 201. Todas las cifras tienen como fuente los informes emanados del Icfes. La diferencia en la Educación Media entre lo privado y lo público es 43,3 con los urbanos, y 77,6 con los rurales respectivamente.

En el indicador de Progreso de las áreas del saber evaluadas por el Icfes para la Educación Media (puntaje de 0 a 100) en las instituciones privadas el menor progreso en los últimos años ha sido en el área de ciencias sociales con 54,6 en tanto en las públicas el menor progreso es en inglés, las urbanas 45 y las rurales 39,4. El mayor progreso tanto en públicas como en privadas es en lectura crítica. Las urbanas 51, las rurales 44 y las privadas 58,6.

En Riohacha, al igual que en las grandes capitales del país, hay establecimientos privados donde se atienden los más altos estratos socioeconómicos. En esas instituciones el promedio de su desempeño escolar está por encima de 306 sobre 500, y el indicador de Progreso está por encima de 61.

Por otra parte, lo referido al progreso en las áreas del saber se pueden evidenciar las falencias en lectura crítica. Se debe pasar de identificar información local del texto, las relaciones básicas entre sus componentes, de reconocer el resultado local del texto, a un estado más complejo del proceso lector tales como: relacionar información de dos o más textos o fragmento de texto para llegar a una conclusión o seleccionar elementos locales del texto y construir argumentos que sustenten una tesis con base en textos relacionados. Esa debe ser una apuesta para crear un comportamiento lector.

En el caso del inglés cuya referencia para la clasificación es el Marco Común Europeo (A, A1, A2, B1 y B2). Pero el Icfes creó un nivel de progreso de menos A, ya que en este nivel se ubican la mayoría de los estudiantes.

Los efectos de la pandemia, en los resultados, se verán reflejados en los próximos tres o cuatro años. Todo esto implica que la crisis debe generar un cambio de visión en el campo educativo por parte de los docentes y del mismo estudiantado.