Luz Stella

El nombramiento de Luz Stella Murgas Maya no es casual ni sorpresivo, ella conocedora de sus aptitudes y conocimientos se lo buscó, concursó y ganó. Así llegó a una de las más altas posiciones, no sé si pública, mixta o privada como es la Gerencia o Presidencia de Naturgas, que aglutina a su alrededor a todas las empresas administradoras de gas, entre ellas Promigas, Transmetano, Ecopetrol, Surtigas, Gases del Caribe y Efigas, entre otras. Ella sabe lo que tiene entre manos y tiene clara la inmensa responsabilidad que asume, pero está convencida que realizará una gran labor en pro de sus asociados y consumidores, ya que su vida laboral se ha desarrollado alrededor de temas afines y a pesar de su corta edad tiene una vasta experiencia en el manejo de los derivados del petróleo.

¡Tío!, me dijo cuando la llamé para felicitarla y manifestarle mi satisfacción: “Llego a esta gran empresa, por mis méritos y con la ayuda de Dios, llena de alegría y satisfacción, y estoy segura que saldré adelante en su manejo y crecimiento; seré una digna representante de mi departamento, mi hermano, pues tenemos un mismo papá: José Antonio Murgas Aponte, mi adorado y consentido viejo y cuando la entregue lo haré llena de satisfacción por el deber cumplido. Sí, sé dónde estoy, para dónde voy y a dónde voy a llegar, todo de la mano del Señor”.

Pues bien, Luz Stella, la nieta y retrato de esa gran mujer que fue Perfecta Murgas Puche, hija de Toño Murgas y Lely Maya, que no necesitan presentación, felizmente casada con Luis Felipe Henao y madre de dos bellos hijos: Felipe y Sebastián, es una joven bilingüista y prestigiosa abogada rosarista que ya hace parte de las mujeres grandes de este departamento, con un futuro promisorio, pues sus capacidades intelectuales y virtudes son tantas que no será fácil atajarla para que en un futuro la veamos dirigiendo desde la cima los designios de este país.

El Cesar, especialmente el valle, sus familiares Murgas, Maya, Araújo, Aponte, Calderón, sus condiscípulos bilingüistas y amigos están de plácemes con esta designación y le desean el mejor éxito en su nueva etapa laboral. Yo, como Aponte y primo-tío estoy feliz y unido a Mercy, mi señora, mis hijos: José Manuel y Maryuris, Juan Pablo y María Mercedes, Carlos José y Julieth y la tía Icha, le pedimos a Dios que la acompañe, la oriente y la bendiga para que todo salga bien como la Presidente de Naturgas.