La idea motivadora de cambio, en su mejor momento, en San Juan

El gobierno de San Juan del Cesar ha recibido con altura las críticas y la oposición constructiva y patriótica, pero rechaza la radicalización y la polarización innecesaria y mezquina, que solo daño le ha hecho a nuestro municipio. Atrás viene quedando la desidia, la improvisación y los deshonrosos últimos lugares del desempeño, y ahora, el alcalde cerró el 2020, rankado en el puesto uno entre quince alcaldes de La Guajira, y también, entre los ciento setenta municipios Pdet de Colombia en cuanto al índice de desempeño institucional.

Pero como si fuera poco, se alzó también con el Premio Nacional de Alta Gerencia 2021, que otorga el Departamento Administrativo de la Función Pública a los mejores administradores del país. Estos logros son para que todo el pueblo se sienta orgulloso de su mandatario, al observar que, su desempeño y gestión administrativa está siendo destacada, nada menos que, por el órgano rector en Colombia para hacerlo y por el presidente de la República. Esto demuestra que, indudablemente el municipio está en buenas manos y se ha venido recuperando institucionalmente y fortaleciendo sus debilidades administrativas para cumplirle a sus ciudadanos con su programa de gobierno y su plan de desarrollo.

La tarea no ha sido nada fácil, pero con voluntad política y mucho compromiso, el alcalde transita por la ruta correcta, en medio de una prolongada crisis sanitaria y llegando a la mitad de su mandato. Observemos que tuvieron que transcurrir veinte años, para que un alcalde de La Guajira, y, sobre todo, de San Juan del Cesar, asumiera este desafío y le trajera este momento de júbilo y de contento a nuestro departamento, pisando la alfombra roja del Palacio de Nariño y la Casa Militar, para arribar al podio de los mejores de Colombia.

Pero como el municipio está polarizado y aún algunos siguen en campaña, no falta quienes se resisten a aceptar este momento de cambio en las prácticas y costumbres administrativas y acuden a los memes, a los apócrifos, y a los falsos perfiles, y falsas cuentas por las redes sociales, para desacreditar al mandatario y tratar en vano de aguarle la fiesta a las mayorías. Desconociendo que el alcalde superó todos los pronósticos y expectativas esperadas y ha vuelto a poner a soñar a su pueblo sanjuanero con esa magnífica idea motivadora de cambio, la cual está en su mejor momento y furor.

Además, hay que ponerse a pensar que, con este nivel de desempeño y reconocimiento, el ingeniero Álvaro Díaz, la sacó del estadio, y puso bien lejos, pero bien lejos, la imagen de su municipio y de toda La Guajira, porque además, fue el único alcalde que sacó la cara por el Departamento desde la era de la estigmatización en la que nos ha sumido la opinión nacional. Qué orgullosos estarían celebridades sanjuaneras que se fueron a la eternidad como buenos patriotas, como Eduardo Lacouture, Yin Daza Noguera, El Míster Brito, Práxedes Bolaño, Fabiola González y José Eduardo Guerra, al ver al pueblo al que tanto amaron y por el que tanto lucharon, ubicado en estos lugares de honor y en las primeras páginas de los principales diarios nacionales.

Del mismo modo, es motivo del más caro orgullo y de gran significado y estímulo para que la administración municipal siga en su empeño hacia la excelencia, los positivos reconocimientos que memorias vivientes de sanjuaneros, de la talla de, Lola de La Cruz, Raúl Lacouture, Roberto Calderón, Obed Fragoso, María Teresa Egurrola, Ana Cecilia Fuentes, Hamilton Daza, Hugues Gámez, Álvaro Álvarez y Evelin Fuentes, entre otros, le vienen haciendo al alcalde municipal y a todo el gabinete.