Festival y carnavales

Parodiando la canción de Celia Cruz ‘La vida es un carnaval’ y dentro del raciocinio del mensaje, nos conduce a que pensemos “Que la vida es una hermosura, hay que vivirla” y además  “Que en la vida no hay nadie solo, siempre hay alguien” y que ese alguien son las personas que se encuentran en nuestro entorno, aun cuando la radicación de la pandemia se encuentra  en la temporada de la tercera vacuna en contra del Covid-19, especialmente  para las personas con una edad superior a los 50 años y la primera inoculación para los menores de edad. La recomendación es que tenemos que seguir protegiéndonos y ayudar a proteger a los demás.

Consideramos que el Gobierno nacional y los locales hicieron durante los picos de la pandemia lo que tenían que hacer: ayudar a controlar la propagación del virus y tener las vacunas a tiempo con base a la programación, pero no nos pueden privar de nuestra sana diversión quienes no se han vacunado por factores personales o quienes no tienen el cuidado de utilizar los tapabocas, mucho menos quienes quieren dejar mal parados a los alcaldes por temas políticos, o por estar en contra de quien organizan el festival o el carnaval. Quienes se encuentran en esta práctica, vienen promoviendo campañas por redes sociales oponiéndose  a las decisiones gubernamentales y la autorización que entregó el Ministerio de Salud quienes han permitido  aforos del 100 % en eventos masivos en donde lo que estemos vacunados y cumplamos con las medidas de bioseguridad, podemos disfrutar de las actividades recreativas, culturales y deportivas, pero de manera segura

Se viene en la Costa una serie de festivales y en especial en La Guajira con el ‘Festival de la Pajará’ en Riohacha y el ‘Festival Nacional de Compositores’ de San Juan del Cesar, en donde muchas personas han llamado la atención de los alcaldes, pero en el fondo del asunto la queja no es tanto para salvaguardar la salud de los particulares o de los asistentes a los eventos, el objetivo central de los pandilleros de las redes sociales y quienes se quejan por WhatsApp es molestar al alcalde de turno y hacerle oposición al organizador del festival, ya que conocemos a muchos de los que se quejan por el aforo del 100% para este tipo de eventos, que no guardan las medidas de bioseguridad y hasta podríamos creer que no están vacunados.

Recordamos quiénes somos amigos del aforo 100% y participantes de las actividades en donde hay  masivo público que aparte de la vacuna y la protección buco nasal, a partir del primero de diciembre, estos eventos masivos cumplirán con la exigencia del carné de vacunación. Lógico que nadie quiere una Navidad o unos carnavales con problemas de brote, pero lo mejor es estar vacunado y seguir cumpliendo con las medidas de bioseguridad.