Las aves canoras de La Guajira

El canto de las especies canoras de La Guajira se encuentra secuestrado por el cautiverio que cada uno de nosotros practicamos con las hermosas aves que hacen parte de nuestra biodiversidad y que fomentamos en la medida en que compramos las especies que nos venden los nativos y particulares. Los comercializadores y los compradores de nuestra variedad canora son los principales depredadores de las apetecidas aves por su plumaje, canto agradable y melodioso, comercialización que afecta su reproducción.

También somos depredadores de nuestras aves canoras en la medida en que a las especies las enjaulamos sacándolas del medio e impidiendo su reproducción, diezmando su repoblación y afectando a nuestra biodiversidad, solo para adornar nuestro entorno.

Muchos decimos que queremos y amamos a nuestro medio ambiente, pero se nos olvida que a lo que amamos lo estamos afectando con nuestras prácticas y luego nos quejamos del cambio climático, ya que con dejar de reproducir a nuestra especies canoras, estamos dejando de transportar en forma natural las semillas para que se reproduzcan nuevos árboles y se mejore la nueva vegetación.

El mochuelo, el turpial y el cardenal guajiro o sangre de toro, son las aves en peligro por falta de reproducción ante la comercialización para adornar nuestras viviendas, pero es allí en donde juega un papel importante Corpoguajira y la Policía Ambiental, quienes deben aumentar operativos en contra de la comercialización de cualquiera de las aves canoras que hacen parte de nuestra biodiversidad, simplemente porque en este tipo de negocio sí hay personas que compran nuestras especies, hay quien las vendan y en la venta es donde está el peligro de reproducción. Señores, el comercio ilegal de nuestra fauna silvestre se encuentra acabando con las aves que son las que fortalecen nuestro medio ambiente.

Los mismos depredadores de las aves canoras que habitan en La Guajira, son los que están diciendo que en el monte no se ven los cardenales o sangre de toro, sin que se conozca hasta el momento por parte de la autoridad ambiental del Departamento, cuáles son las medidas que se han tomado para controlar el tráfico de las aves y fomentar el repoblamiento de las mismas. Sabemos que el cardenal guajiro o sangre de toro es un ave poco canora, pero es una especie hermosa y la gente quiere tenerlo en su casa de cautiverio, diezmando su reproducción.

Insistimos, no sabemos cuáles son los programas que tienen las autoridades ambientales en La Guajira para evitar la comercialización de nuestra aves canoras y cuáles son los operativos para liberar las que se encuentran secuestradas por el cautiverio que cada uno de nosotros practicamos con las hermosas aves que hacen parte de nuestra biodiversidad.