Llamado a la unidad

La decisión de la Sección Quinta del Consejo de Estado de decretar la nulidad de la elección de Nemesio Roys Garzón como gobernador de La Guajira, por doble militancia, empezó a generar una serie de reacciones cargadas de inconformidad y odios en reconocidos líderes políticos del Departamento que desdibujan el deseo de la mayoría de los guajiros de seguir trabajando por construir un mejor territorio.

Con la salida de Roys Garzón, se empaña de alguna manera el trabajo que venía realizando el mandatario en la recuperación de la institucionalidad, tan importante para que una administración pueda avanzar en los propósitos definidos en el Plan de Desarrollo.

A ello se le suma que los proyectos que se venían liderando muy posiblemente sufrirán un retraso considerable porque la sola convocatoria a elecciones atípicas repercute en el trabajo al interior de la administración.

Con esta nueva fotografía, se hace un llamado a quienes pretenden inscribirse para aspirar a la Gobernación para que motiven un ejercicio limpio y de respeto, no es momento para destilar odios sino de trabajar en unidad remando todos a un mismo lado.

Los partidos y movimientos tienen la inmensa responsabilidad de escoger a sus mejores profesionales para conformar la baraja de precandidatos, definiendo reglas claras para escoger después a quienes finalmente aspiren a la Gobernación de La Guajira.

Las aspiraciones tienen que estar por encima de los apetitos burocráticos y de los dineros para financiar las campañas, se trata de escoger candidatos con experiencia, dinámicos, idóneos y honestos, con la suficiente capacidad para que se les reconozca a nivel nacional y puedan demostrar con acciones que sí se pueden hacer las cosas bien.

La inexperiencia y el manoseo no tienen espacio en este nuevo proceso electoral, porque está en juego el poco tiempo que queda para avanzar en las ejecuciones en este periodo de gobierno que termina en diciembre del 2023.