Los jóvenes de Manaure

En Manaure se empieza a gestar el trabajo de un grupo importante de jóvenes impulsados por los diversos problemas económicos y sociales que aquejan al municipio desde hace varios años, pero que tocó fondo por la crisis administrativa actual debido a la suspensión temporal de Juan José Robles, elegido como alcalde para el periodo 2020-2023, y quien está a la espera de un fallo del Consejo de Estado que sigue el proceso.

En buena hora los jóvenes la gran mayoría profesionales, se interesan por aportar iniciativas para hacer causa común que permita encontrar soluciones a los diversos problemas que aquejan a la comunidad.

A estos profesionales los debe unir generar ideas e impulsar iniciativas ciudadanas que estimulen el sentido de pertenencia de los ciudadanos por el municipio, desprovistos de odios que ha generado el quehacer político entre muchas familias.

Se trata de aprender de los errores del pasado para no volverlos a cometer, de generar respeto e inclusión para lograr los objetivos propuestos actuando de manera transparente.

Los problemas de Manaure siguen siendo los mismos, falta de agua potable, desempleo, falta de conectividad, debilidades en el proceso de enseñanza, desconexión de la comunidad con sus autoridades, inseguridad, y una empresa Sama que sigue estancada con cantidad de dificultades que no generan prosperidad en la población, de las familias wayuú que siguen también sufriendo por el abandono de sus autoridades.

La respuesta de los jóvenes se valora en todo lo que ella significa, y muy seguramente tienen el apoyo del grueso de la población, pero es necesario que se organicen desde lo social y no se dejen permear por el uso del poder porque de ser así seguramente no lograrán los objetivos propuestos.