Tributo al parrandero Lenin Bueno Suárez

Casualmente cuando este viernes en la ciudad de Riohacha se desarrolla ‘La tertulia’, en la que se socializa la obra ‘Código parrandero’ de la autoría de Ismael Fernández Gámez, director general de Diario del Norte, se conoce la muerte de un parrandero 100% que por muchos años le rindió culto a esa institución que nace del matrimonio entre el jolgorio y la amistad, llamada parranda.

Se trata de Lenín Alfonso Bueno Suárez, conocido en muchas canciones como ‘Leabus’, un compositor, productor y locutor que por más de 50 años hizo parte de las grandes producciones discográficas, sobre todo, las que se grabaron en el esplendor del vallenato entre las décadas de los 70 y los 80.

Hoy le rendimos tributo a Lenín Alfonso Bueno Suárez, quien aparte de haber nacido en la calle del Alambique de Riohacha, era un guajiro excepcional, extraordinario y privilegiado debido a su alto conocimiento para hacer algunas magias que quedaron grabadas en el centenar de producciones discográficas, las cuales logró llevar en su momento al acetato o al disco de vinilo, conocido como LP y que hoy hacen parte los clásicos de la música vallenata.

Para nosotros si es importante hacerle un reconocimiento a Lenín Alfonso a través de nuestro editorial, porque dejó en alto al Departamento en los programas radiales en los que estuvo laborando en Barranquilla y Bogotá, a través de su tradicional programa ‘Festival wayunato’ y en donde tenía el afán de dar a conocer nuevas figuras del vallenato y fortalecer con sus conocimientos a los que venían descollando. Defendió a La Guajira a través de las emisoras diciendo: “Vengo de la capital energética de Colombia”.

Pese a su enfermedad, Lenín Alfonso estaba defendiendo el Clúster del Vallenato para propender por la autenticidad del ritmo vallenato a través del Plan Específico de Salvamento del denominado género nacido en La Guajira y en la que insistía que deberían hacer parte los guajiros que tenían talla y conocimiento para defender un folclor, pero se enfadaba cuando comentaba que a La Guajira le estaban quitando la gesta cultural que muchos gobernantes desconocían.

En el día de ‘La tertulia’ que se cumple este viernes en Riohacha, no se puede dejar de mencionar a Lenín Alfonso Bueno Suárez y sus composiciones ‘Soy parrandero y qué’ y ‘La parranda es pa’ amanecé’, y otras más de cincuentas canciones que hacen referencia a las parrandas. Sobre todo, porque él se identificaba con la cuerda de los grandes parranderos de La Guajira, así como de la comunidad de tomadores de trago de este Departamento.

Paz en la tumba del gran parrandero Lenín Alfonso Bueno Suárez.