Advierten vertimiento de agua contaminada que provendría del relleno sanitario de Montería

El defensor del Pueblo, Carlos Camargo, adelantó una visita al relleno sanitario Loma Grande de Montería, en el cual se disponen los residuos de 18 municipios, con el fin de verificar, en compañía de un equipo técnico de la entidad, algunas quejas ciudadanas.

Previo al ingreso, el defensor del Pueblo se reunió con varios líderes y miembros de las comunidades aledañas, quienes le manifestaron sus preocupaciones en relación con los malos olores y las enfermedades cutáneas y respiratorias que han sufrido varios habitantes.

La Defensoría del Pueblo ha venido acompañando a la comunidad que habita en inmediaciones del relleno sanitario en la defensa de sus derechos y ha realizado seguimiento al cumplimiento de la Sentencia de la Corte Constitucional SU 217 de 2017, la cual reconoce que el relleno presenta varios problemas que han sido denunciados por las comunidades.

“El propósito de nuestra visita es atender las quejas de la comunidad y verificar la operación del relleno, particularmente en el frente de disposición final, el manejo de vertimientos y las piscinas de lixiviados”, agregó el defensor del Pueblo.

La Defensoría considera necesario revisar aspectos relacionados con los materiales utilizados para la cobertura de los residuos, la infraestructura de la planta para la recirculación de lixiviados, los pondajes para el almacenamiento de los lixiviados, la altura de los distintas terrazas del relleno, el aislamiento de aguas lluvias y la filtración de lixiviados.

“Desde la Defensoría del Pueblo, exhortamos a las autoridades ambientales para reforzar su seguimiento al relleno sanitario, principalmente para proteger el derecho a un ambiente sano, a la prestación eficiente de servicios públicos y evitar afectaciones a la salud”, puntualizó Carlos Camargo.

Finalmente, visitaron las inmediaciones del proyecto y encontraron un vertimiento de lixiviados en pésimas condiciones el cual presuntamente proviene del relleno y tiene descarga final abierta en el sector del caño el purgatorio.

“Esta es una situación alarmante teniendo en cuenta el carácter tóxico de este tipo de vertimientos y la cercanìa a animales de pastoreo y cultivos de arroz y plátano”, puntualizó el defensor del Pueblo.