Diócesis de Valledupar negó que todos los restos NN en Jardines del Ecce Homo correspondan a falsos positivos

El delegado Episcopal para los cementerios diocesanos, sacerdote Iver de la Cruz,  negó que todos los restos humanos que permanecen como NN en el  cementerio Jardines del Ecce Homo de Valledupar, correspondan a víctimas de falsos positivos como se había divulgado a principios de esta semana. 

La noticia propagada que en el camposanto de Valledupar estarían sepultados en fosas comunes hasta 500 cuerpos sin identificar, generó que familiares de desaparecidos por falsos positivos o víctimas del conflicto armado en Colombia pidieron investigar si estos correspondían a sus seres queridos.

No obstante en declaraciones entregadas a la emisora BLU Radio, el padre Iver de la Cruz, aclaró que gran parte de los restos pertenecen a personas que han sido exhumados de sus bóvedas y trasladados a dichas fosas comunes porque se venció el tiempo de arrendamiento y probablemente sus familiares no han realizado el proceso legal.

“Una vez vencía el arrendamiento de la bóveda, pasaban a una fosa común. Lo que significa que en esas fosas hay restos de personas sepultadas en condiciones normales y de algunos ‘N.N.’ que fueron trasladados hasta allí. Luego, si eran ‘falsos positivos’ o no, no es materia de investigación de nuestra parte”, declaró el voceo de la Diócesis de Valledupar que tiene a cargo la administración del cementerio.

Estimó que de los cerca de 500 cuerpos, solo unos 120 corresponden a NN que fueron recibidos hasta el 2007, debido a que, en este año, el Estado colombiano prohibió que los restos no identificados, fueran trasladados a fosas comunes.

El delegado episcopal también aclaró que “los cadáveres registrados como NN, yacen en las fosas comunes del Ecce Homo desde antes del 2007”.

De igual forma manifestó el interés de la Diócesis de colaborar con el proceso de exhumación  y abrir las puertas del cementerio  cuando la Fiscalía lo amerite.