Para evitar reaparición de la fiebre aftosa, ICA ordena sacrificio de bovinos en el departamento del Cesar

El Instituto Colombiano Agropecuario –ICA– ordenó el sacrificio de 17 bovinos que eran movilizados en las carreteras del departamento del Cesar, sin los documentos sanitarios exigidos por las autoridades.

La medida busca proteger la ganadería ante los riesgos de una reaparición de la fiebre aftosa en el territorio, tal y como ocurrió en el 2018. 

Trece bovinos fueron incautados en el puesto del control del ICA, ubicado a la entrada del municipio de Valledupar, los cuales eran transportados con una guía de movilización falsa. Los 4 restantes fueron aprehendidos por la Policía Nacional en el municipio de Codazzi y no contaban con el documento soporte para el transporte de los animales.

“Ante esta situación que pone en riesgo el estatus sanitario del país, se da cumplimiento a la Resolución 50092 del 13 de noviembre del 2019, que establece que los animales que sean movilizados en las zonas de frontera y no cuenten con las guías sanitarias de movilización serán sacrificados de forma inmediata en el matadero más cercano y que se encuentre autorizado por el Invima”, indicó el gerente seccional del ICA en el Cesar, Luis Armando Castro.

El funcionario agregó que el ICA viene adelantando todas las acciones para controlar las movilizaciones irregulares que ponen en riesgo la sanidad del hato ganadero y la economía del país.

Los animales fueron sacrificados en el frigorífico municipal de Agustín Codazzi y la Cooperativa Integral Lechera del Cesar, Coolesar.

Los puestos de control ubicados en el departamento realizaron durante el mes de septiembre la inspección de 130.957 bovinos, lo que permitió garantizar la sanidad agropecuaria de la región y el país.

Durante lo corrido del año, se han sacrificado 67 bovinos en el Cesar por no cumplir con las normas establecidas por el ICA para la movilización de animales en las zonas de frontera, afirmó la entidad a través de un comunicado de prensa.