Gerente deportivo del Pasto se disculpó por insultar a Sebastián Viera y al Junior

Luego que Sebastián Viera pudo demostrar que no realizó comentarios xenófobos contra Pasto y Nariño, el director deportivo del Deportivo Pasto, Alberto Santacruz, se disculpó con el guardameta de Junior y la familia Char por lanzar tales acusaciones. 

“Me dirijo hoy a todos los aficionados, asociados de nuestro equipo, medios de comunicación y a toda la comunidad en general, para expresar mis más sinceras disculpas por los inconvenientes que se presentaron el día domingo 11 de abril, entre mi persona y el arquero y capitán del Junior de Barranquilla, Sebastián Viera, fecha en que precisamente nuestro amado equipo se enfrentaba a la escuadra atlanticense en un partido en el que se disputaba muchas cosas importantes y de gran interés competitivo para los dos clubes”, dijo Santacruz en un comunicado. 

El dirigente también se disculpó con los aficionados del fútbol colombiano por sacar a relucir una pelea que debió quedarse en la cancha del estadio Departamental Libertad y no trascender hacia las redes sociales. 

Por su parte, la administración del Deportivo Pasto aseguró que su club “rinde honor a estos principios exigiendo de su recurso humano las mayores muestras de respeto, lealtad y nobleza para con nuestros rivales, dentro y fuera del campo de juego, en la victoria y en la derrota”, y por eso “ante el intercambio verbal – procaz quizá- que sostuvieron nuestro gerente deportivo y el portero rival el día domingo, Deportivo Pasto asume una posición conciliadora y leal al espíritu de juego y la competencia: lo que pasa en el césped se queda en el césped”. 

Pese a que ya se aclaró lo sucedido, la directiva de Junior pidió a la comisión disciplinaria de la Dimayor investigar lo sucedido. “El gerente deportivo de nuestra entidad colega, Pasto, lamentablemente ha hecho unas manifestaciones que no podemos dejar pasar por alto. En sus redes sociales, ha calificado de xenofobia y actitudes similares contra el pueblo de Pasto a integrantes de nuestra delegación y pude apreciar que quien estaba agrediendo verbalmente a nuestros jugadores era ese funcionario”, dijo el presidente de Junior, Alejandro Arteta.