Mujeres wayuú protestan en el Ministerio del Interior por invasión y saqueo de la empresa Enel Green Power

En la ciudad de Bogotá realizan una protesta ante el Ministerio del Interior cuatro valientes mujeres wayuú oriundas del amplio territorio de Topia, Alta Guajira, jurisdicción de Uribia.

Las féminas se desplazaron desde sus territorios ancestrales, en búsqueda de justicia, toda vez que su territorio está siendo dividido, invadido y saqueado por la empresa Enel Green Power, en donde ya se presentó el asesinato de un miembro de la comunidad, producto de la división interna propiciada por esta empresa.

“En el departamento de La Guajira Las entidades territoriales y de control  han hecho caso omiso a las denuncias previas presentadas, por lo que decidieron llegar hasta la ciudad capital”, reveló una fuente.

Se informó, además, que hasta el momento la única entidad en ciudad capital que los ha atendido es la Procuraduría General de la Nación a través de su delegación étnica, por lo que decidieron bloquear la entrada principal del Ministerio del Interior, buscando ser escuchados y atendidos.

“Se abra la respectiva investigación penal en contra de la Dirección Nacional de Asuntos Indígenas, la dirección de la autoridad nacional de consulta previa del Ministerio del Interior, la Gobernación de La Guajira y la alcaldía del municipio de Uribia por los delitos de prevaricato por omisión, en concurso con el delito de desplazamiento forzado (artículo 180 código penal colombiano) y en contravía a la declaración americana sobre los derechos de los pueblos indígenas, convenio 169 de la OTI y a lo establecido por la jurisprudencia nacional en cuanto a la especial protección constitucional de nuestros territorios indígenas, toda vez que con su conducta, han propiciado el asesinato de nuestro familiar Gustavo Suárez y el desplazamiento forzado de los miembros de la comunidad”, dice la denuncia.

Asimismo, pide que se abra la respectiva investigación penal en contra de la empresa Enel Green Power, por los delitos de homicidio en persona protegida y desplazamiento forzado, toda vez que con sus actuaciones “propiciaron el asesinato de nuestro familiar Gustavo Suárez y de igual manera el desplazamiento forzado de los miembros de la comunidad”.

“Se ordene a quien corresponda, se suspenda el proyecto de parque eólico de la empresa Enel Green Power en nuestros territorios por los fundamentos ya expuestos. Se ordene de manera urgente la intervención por parte del Estado colombiano al territorio indígena de Topia, en búsqueda de salvaguardad la vida y honra de todos los miembros de las comunidades, para lo cual se deberá conformar una brigada interinstitucional que tendrá como objeto la verificación de los hechos, buscando garantizar la paz y la convivencia de todos los miembros de este territorio”.