Investigan la muerte de una mujer de 43 años vacunada con AstraZeneca en España

Miembros de Sanidad en España investigan la muerte de una mujer de 43 años que trabajaba como profesora en Marbella y que falleció este martes por una hemorragia cerebral, tras recibir la vacuna de AstraZeneca.

Se conoció que la mujer recibió la vacuna contra el Covid-19 el pasado 3 de marzo. Horas después comenzó a sentirse mal y acudió a las Urgencias del Hospital Quirón con síntomas de cefalea y malestar general que los especialistas achacaron a los efectos secundarios habituales del fármaco. 

Sin embargo, el pasado 13 de marzo regresó al hospital porque seguía encontrándose mal, por lo que le realizaron un TAC en el cual no apreciaron nada significativo. Pero al día siguiente volvieron a hacerle la misma prueba y fue entonces cuando detectaron una hemorragia masiva que intentaron drenar en una intervención quirúrgica durante la que descubrieron un edema (acumulación de líquido en el cerebro).

En ese sentido, el delegado territorial de Salud en Málaga, Carlos Bautista, dijo que el fallecimiento se comunicó a la red de farmacovigilancia de la Junta, y se ha trasladado el caso a la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios, que recaba datos sobre la paciente.

Asimismo, se pronunciaron fuentes de Quirónsalud, quienes han indicado que se investiga la «posible vinculación» entre el fallecimiento y la vacuna.

La Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (AEMPS) está recabando datos sobre la muerte de la profesora para comprobar si hubo relación con la dosis recibida.

Cabe mencionar que este fallecimiento de una persona vacunada con AstraZeneca se suma a otro ocurrido hace solo unos días en Italia y a otro previo en Dinamarca. En España es el tercer caso: este miércoles Sanidad ha confirmado que se han producido otros dos incidentes en territorio nacional, aunque sin resultado de muerte.

Se informó que la Agencia Europea no ha conectado todavía los accidentes vasculares con el suero anglosueco, pero analiza en profundidad cada caso para determinar si urge tomar alguna medida extraordinaria para garantizar la seguridad y la confianza en la vacuna.

Hay que anotar que al cuerpo se le realizará una autopsia que determine las causas de la muerte.