Manuel Merino renuncia a la presidencia de Perú. Apenas duró cuatro días en el poder

Este domingo Manuel Merino renunció a la presidencia de Perú apenas unos días después de haber asumido el cargo tras la destitución de su antecesor, Martín Vizcarra. El congresista decidió apartarse de la jefatura de estado tras la fuertes protestas que dejan dos muertos y cien heridos en el país. 

“Presento mi renuncia irrevocable del cargo de presidente de la República e invoco a la paz y la unidad de todos los peruanos. Mi compromiso es con el Perú y haré el mayor de mis esfuerzos para poder garantizar la sucesión constitucional que el Congreso determine”, dijo Merino. 

Además el mandatario saliente explicó que “ante la vacancia presidencial producida hace algunos días, correspondía al presidente del Congreso de la República asumir el más alto cargo de nuestro país y lo hice con responsabilidad, humildad y honor. Fue un reto que acepté y no busqué”.  

Merino también aseguró que no estaba orquestando un plan para retrasar o sabotear las elecciones generales del próximo año en Perú. 

Si bien Perú se encuentra sin presidente, Merino aseguró que no habrá un vacío de poder en el país y que pese a la andanada de renuncias que se han presentado entre los ministros, estos seguirán ejerciendo sus funciones.