Procuraduría archiva proceso contra el general (r) Rodolfo Palomino por la denominada ‘comunidad del anillo’

La Procuraduría General de la Nación ordenó prescripción y archivo de la investigación disciplinaria que adelantaba la entidad contra el entonces general Rodolfo Bautista Palomino López, en un proceso por presunta interceptación y seguimiento a periodistas durante los años 2014 y 2015, corrupción y posible enriquecimiento ilícito y participación en una supuesta red de tráfico sexual o de prostitución masculina. 

Frente a la existencia de una denominada “comunidad del anillo” y la presunta participación del entonces general Palomino López en una supuesta red de tráfico sexual o de prostitución masculina, la Procuraduría General ordenó la prescripción de la acción disciplinaria, teniendo en cuenta que los hechos presuntamente irregulares tuvieron ocasión en los años 1998 y 1999, de 2004 a 2006, y de 2008 a 2009.

A juicio del ente de control, “entre la fecha de la presunta ocurrencia de los hechos investigados respecto de las conductas disciplinables presuntamente cometidas hasta el año 2009 y la fecha de inicio de la presente investigación disciplinaria, que se impulsó en virtud del auto de 16 de febrero de 2016, ya habían transcurrido más de los cinco (5) años previstos en la Ley para ejercitar la acción disciplinaria”. 

La investigación por supuestas conductas irregulares relacionadas con tráfico sexual entre los años 2014 y 2015 también fue archivada ante la inexistencia de pruebas que demuestren la participación del general en los hechos denunciados.

De acuerdo al material probatorio recolectado, ninguno de los testigos manifestó que Palomino López hubiera participado en las conductas presuntamente cometidas en la denominada ‘comunidad del anillo’ que habría existido dentro de la Policía Nacional. 

La Sala Disciplinaria de la Entidad encontró que los supuestos hechos de enriquecimiento ilícito y corrupción se derivan a los años 2006 y 2009 y la acción disciplinaria inició en 2016, por tanto, ya estaba prescrita la acción al abrir el proceso.  

En cuanto a las denuncias de seguimiento ilegales a Victoria Eugenia Dávila y Claudia Morales, el ente de control advirtió que del material probatorio analizado no es posible advertir una conducta constitutiva en falta disciplinaria que dé credibilidad en grado de certeza a lo mencionado en los escritos anónimos enviados a las periodistas sobre el conocimiento del entonces general Palomino a las interceptaciones hechas a las comunicadoras. 

“Si bien se observan varias evidencias de que probablemente se adelantaron actividades encaminadas a obtener información de la vida de la periodista Victoria Eugenia Dávila Hoyos, la instrucción adelantada no logró probar que hayan sido desarrolladas por miembros de la Dirección de Inteligencia Policial, como tampoco que en ellos hubiese tenido participación el entonces director general de la Policía Nacional, el general Rodolfo Bautista Palomino López”.