Vándalos apuñalaron a un ciudadano que les pidió dejar de tirar piedras, durante protesta

Aunque las marchas del 20 de julio transcurrieron con normalidad en Barranquilla, un lamentable incidente empañó la movilización en la capital del Atlántico. Hubo un enfrentamiento entre la Policía y encapuchados en el suroriente de la ciudad y una persona fue herida con arma blanca.

Todo comenzó cuando un grupo de vándalos bloqueo el paso por la calle 17 y atacó la antigua sede de la Escuela de Policía Antonio Nariño con bombas artesanales. Además estos sujetos comenzaron a lanzar piedras.

Además los vándalos apuñalaron a un ciudadano que trató de pedirles que dejaran de lanzarle piedras. Esta persona fue rescatada por el Esmad y enviada a un centro médico para recibir atención.

Otras cuatro personas también resultaron heridas durante los disturbios en Barranquilla. La Policía está investigando las cámaras de seguridad del sector para identificar y arrestar a los agresores.