DPS y Unidad de Víctimas financian construcción de viviendas prefabricadas para familias del resguardo Nuevo Espinal

El resguardo indígena Nuevo Espinal, cerca al corregimiento de San Pedro, en zona rural de Barrancas, comenzó a recibir las primeras ayudas del Gobierno nacional por intermedio de la Unidad de Víctimas y el Departamento de Prosperidad Social –DPS–.

Es de mencionar que estos proyectos que benefician al resguardo son liderados por el cabildo gobernador Álvaro Ipuana, que desde hace tiempo viene luchando por un bienestar mejor para su comunidad.

Es así que con la ayuda del alcalde Iván Mauricio Soto, quien ha brindado toda su disposición administrativa en sacar adelante estas iniciativas del Gobierno nacional, se dio inicio a la construcción de las primeras 59 viviendas prefabricadas y amigables con el medio ambiente, laboradas por la empresa Corpoacero.

Es de anotar que estas casas constan de dos habitaciones cerradas y una abierta, un baño, cocina y sala comedor, así como una poza séptica.

La participación de la comunidad en la mano de obra no calificada se tiene en cuenta en los 6 frentes de trabajo que se están ejecutando actualmente. Además, la interventoría de este proyecto está bajo la responsabilidad de Jaher Mendoza y la construcción de la vivienda a cargo de los ingenieros Daniel Quintero y Duvis Quezada.

De la misma manera, el resguardo es beneficiado con la entrega de 176 gallinas ponedoras, 196 ovejas y 20 reproductores caprinos. Aparte, el DPS entrega juegos de sillas, mangueras, motobombas, semillas para la siembras de cultivos, polisombras, entre otras herramientas para el campo.

Finalmente, el cabildo gobernador del resguardo Nuevo Espinal agradeció al DPS y a la Unidad de Víctimas por la inversión que se está ejecutando en el asentamiento.

Cabe resaltar que la inversión de las viviendas es de aproximadamente de $2.890 mil millones por parte del DPS y la Unidad de Víctimas.