El 33,3% de la sociedad de Cerrejón será vendida por su accionista angloaustraliana BHP

Las pérdidas antes de impuesto en los estados financieros de Cerrejón que superan los 43 millones de dólares, el desplome de los precios internacionales del carbón alrededor del mundo, la pandemia del Coronavirus, la huelga de trabajadores decretadas por Sintracarbón y el tránsito de producir energías no renovables por energía limpia o alternativas, son los elementos que tienen directivos de la empresa minera angloaustraliana BHP en vender su negocio carbonífero, entre los que se encuentran su participación del 33,3% al interior de la empresa de Cerrejón que explota y exporta los recursos mineros en el departamento de  La Guajira.

Así se desprende del informe presentado por la revista Dinero quien establece que la “BHP quiere vender el 100% de su participación en Cerrejón”, citando un informe del ‘The Australian’ quien afirma que la minera BHP Billiton contrató a UBS para trabajar en la venta de sus activos de carbón.

Según los dos medios económicos, “UBS trabajará junto a Goldman Sachs para trabajar en la venta o escisión de la mina de carbón térmico Mount Arthur en Australia, Cerrejón en Colombia y dos minas más que tiene en un joint venture con Mitsui Coal en Queensland, Australia”

Para los medios australianos, “la cartera de activos de carbón de BHP está valorada en alrededor de US$5.000 millones. Y es que, según los estados financieros de BHP de todo el 2019, solo su operación en Cerrejón le reportó una pérdida antes de impuesto de US$43 millones”. El anuncio de la venta de los activos de BHP llega en un momento en el que los precios del carbón se han desplomado alrededor el mundo, logrando este año los precios más bajos en la historia por debajo de los US$55.

Además de los bajos precios, “BHP saldrá de sus activos de carbón ante la presión de sus inversionistas, entre ellos el fondo soberano noruego, por transitar hacia una energía más limpia y los compromisos de muchas bancas de inversión, bancos y fondos de no financiar más operaciones de carbón desde el 2030”, sostiene la Revista Dinero quien afirma que según analistas, “esta presión por parte de los grupos de interés también llevará a Glencore a salir de sus activos de carbón en el mediano plazo, entre los que se cuenta el 33,3% de Cerrejón”

Los medios económicos Dinero y The Australian recuerdan que a comienzos de este año, varios fondos europeos sugirieron a Glencore que saliera de El Cerrejón en un afán por una energía más limpia y recuerdan que el 31 de agosto, Sintracarbón, el sindicato mayoritario del Cerrejón inició una huelga al no llegar a un acuerdo con la empresa por diferencias en el alza salarial y algunos beneficios adicionales que exigen los trabajadores, parálisis de actividades implica la suspensión de los beneficios por más de $174.000 millones al año –sin incluir salarios ni prestaciones– que reciben los trabajadores.