Obispo de la Diócesis de Riohacha llama la atención de las autoridades sobre los hechos violentos en La Guajira

El obispo de la Diócesis de Riohacha, monseñor Francisco Antonio Ceballos Escobar, llamó la atención de las autoridades de La Guajira, para que trabajen más por la equidad social, que permitan a todos los ciudadanos, en especial a los que pertenecen a los sectores más vulnerables, acceder al cuidado integral de su salud, a una educación de calidad, a fuentes de empleo dignos, a vivienda e infraestructura que les permita una vida y saludable.

Además, solicitó a las fuerzas del orden mantener y garantizar la seguridad en la región. “A los actores violentos y causantes de tanta descomposición, los invitamos a una conversión del corazón”.

El llamado de atención del obispo de la Diócesis de Riohacha, obedece a los hechos de violencia que se han ido incrementando en La Guajira, que tienen que ver con asesinatos, secuestros, atracos callejeros lo que le genera preocupación y repudio, que además afectan la seguridad ciudadana, lastiman la convivencia fraterna y debilitan los fundamentos que garantizan la paz social.

“Como pastores de las comunidades que nos han sido confiadas, hemos identificado algunas de las causas de la problemática social y moral en el territorio de la Diócesis: la injusticia, la falta de acceso a las necesidades básicas, la impunidad, el machismo, el deseo de venganza, el desempleo, el enriquecimiento ilícito fruto de la corrupción, del narcotráfico y del contrabando; la débil cohesión en la familia, el consumismo, la propagación mediática de la violencia y la inseguridad. Todas estas causas y males socavan el valor sagrado de la vida”, dijo.