Villanueva le dio un último adiós a Lenin López López

Lenin López López no pudo vencer el Covid-19, enfermedad contra la que luchó por más de 15 días en una clínica de Valledupar y en la tarde del viernes su vida se apagó.

Por eso este sábado las calles y carreras estuvieron abarrotadas en su sepelio, ya que Lenin López, de 59 años de edad logró cautivar y cosechar amistades desde la clase baja hasta la clase alta, ya que con su carisma, amor y sobre todo con humildad se ganó el respeto de todo su pueblo.

Las sirenas de las ambulancias, pertenecientes a la E.S.E. Hospital Santo Tomás de Villanueva y un centenar de motocicletas se volcaron hasta la entrada principal para recibir el cuerpo sin vida de Lenin López López, quien al arribar a su pueblo recorrió varias de sus calles hasta llegar a su residencia, de allí salió el cortejo fúnebre para luego llegar al Hospital en donde laboró por muchos años como portero en la sala de urgencias.

Allí sus compañeros de batalla en la salud, le rindieron un sentido homenaje en donde la caja, su gran pasión acompañada por las notas del acordeón, guacharaca y el canto de Teobaldo Peñaloza expresaron su dolor, ya que él fue apasionado por el folclor.

Globos blancos bordearon la calle 14 al frente del Hospital, en donde su cuerpo perduró por 20 minutos y de allí partió hasta el Cementerio Central en donde fue sepultado con honores y como a él le gustaba, a punta de caja, guacharaca y acordeón.