El Cardenal Mayor, radio de cuna

En nuestra entrevista con Ismael Fernández, cabeza visible del Sistema Cardenal, nos relató jocosamente su entrada desde niño al maravilloso mundo de la radio. La chispa radial quedó impregnada desde cuna, dado que a los 15 años de edad empezó a trajinar por las marañas de las ondas hertzianas en su natal Villanueva, municipio, como todos de la región, carecía de una emisora local.

Para la época se sintonizaban las emisoras de Valledupar, Radio Valledupar, (hoy Cardenal 1050) y Radio Guatapuri, los avisos mortuorios, noticias de toda índole,  cumpleaños, bodas, objetos y personas perdidas y dedicatorias de enamorados, eran transmitidos por una bocina de Alfonso  Pizarro, que  ponía en lo más alto de población. Pizarro era muy conocido en nuestro medio, era  corresponsal de Radio Guatapuri. Ismael, quien fue  muy inquieto con las comunicaciones, invirtió el sistema técnico básico de un radio, Fernández convirtió el receptor de ondas de radio en un transmisor de ondas electromagnéticas, técnicamente inexplicable para los entendidos, pero sucedió.

El dial radial de Villanueva  se iluminó, este hecho fue la sensación en el pueblo, porque ya contaba con emisora propia, la que recibió el pomposo nombre de ‘Ondas Latinas’. 

El frenesí era total, ‘Ondas Latinas’ acaparo la atención de los villanueveros, todos anunciaban allí y las solicitudes musicales no paraban. A la bocina de Alfonso Pizarro, parecía que le hubiera caído un rayo, hubo que apagarla porque no había nada que anunciar, todos iban donde Ismael.

Este hecho desató la ira de Pizarro, era aliado del alcalde de la época, quien  también se sentía lesionado por oponerse Fernández a pasarle publicidad política, el burgomaestre optó por confiscar los equipos de  la emisora, al considerar él que se estaba violando la ley, ¡es una radio pirata!, vocifero  Pizarro. 

Ya con 18 años, Ismael Fernández, desconsolado, parte para San Juan del Cesar, a Radio Impacto Popular, invitado por ‘Nacho’ Araújo, para que colabore con su espacio,  es escuchado por el propietario de la emisora Eduardo Abuchaibe, quien estaba de visita en San Juan. Abuchaibe, además, era dueño de Radio Almirante, Ondas de Riohacha y la Voz de Pampa en Maicao, le gusta su estilo, y se lo llevó a Riohacha como jefe de redacción del noticiero ‘El Flechazo’, que manejaba Álvaro Flórez.

Este inquieto comunicador social se fue a Cartagena a terminar sus estudios profesionales y sigue su cerrera radial allí.

Su ambición era tener una emisora propia, se presenta a licitación para 4 frecuencias en distintos  municipios de La Guajira, Uribia, San Juan, Villanueva y La Jagua, gana en todas y por conflicto de intereses, debe escoger una sola asignatura, se decide por San Juan del Cesar, y es cuando nace la idea del Sistema Cardenal que esta irrigado por todo el Caribe, Fernández está  asociado con el sistema Prisa de España.

Por su tesón e incondicional disposición en favor de nuestros folclor, fue exaltado por el festival de San Juan del Cesar.