El compañero Justo

Por Normando José Suárez F.

El testimonio que puedo compartir para la construcción de la semblanza del estudiante, lingüista, profesor, investigador, extensionista, escritor, gestor cultural, exrector de la Universidad de La Guajira, compañero de estudio y amigo Francisco Justo Pérez Van-Lenden se fundamenta en las diversas circunstancias de modo, tiempo y espacio en que interactuamos desde hace cincuenta años en un proyecto con el cual nos identificamos siempre: La transformación del diverso territorio guajiro y su multicultural población a través de la democratización de la educación en convergencia de saberes con la participación de todos.

Nos conocimos en 1971 al iniciar nuestras carreras de pregrado en la Universidad Nacional de Colombia sede Bogotá. Al titularse como licenciado en Filología e Idiomas (1979) me reiteró la invitación a luchar por convertir la naciente institución de educación superior guajira (1976) en una sede de su alma máter.

Doy fe de la preocupación del profesor Justo por transformar la institución de educación superior departamental en universidad. Lo anterior requería una nueva facultad de un tercer campo de conocimiento diferente a ingeniería y administración. El contribuyo para que el suscrito realizara el estudio de factibilidad de la facultad de Ciencias de la Educación al comienzo de los años ochenta.

Entre los años 1991-1995 ya siendo rector coincidimos en perfilar proyectos de investigación que fueron ejecutados por la Uniguajira con recursos que agenciamos en nuestra condición de director del Departamento Administrativo de Planeación de la Guajira. Estuvo atento al censo binacional del pueblo wayuú que realizamos con el Dane de Colombia y el Instituto Nacional de Estadística –Ocei– de Venezuela en 1993 y que hoy es base para la asignación de los recursos de participación a los resguardos wayuú.

En los últimos quince años siempre compartimos la necesidad de una universidad territorial acreditada por calidad con presencia binacional y una influencia significativa en la cuenca del gran Caribe. Además, posicionada en los ranking universitarios por cumplir con su misión de formación de recursos humano de su área de influencia, promoviendo preferencialmente la investigación acción participativa y una comprometida proyección social con su entorno desigual e inequitativo así como el fortalecimiento de las Extensiones (Villanueva, Fonseca y Maicao) para descentralizar la instituciónde sur a norte en el territorio guajiro.

El proyecto aplazado de adscribir la Uniguajira como la novena sede de la Universidad Nacional de Colombia en sus 150 años de fundada lo cumplimos con la construcción de la sede de La Paz en el municipio del mismo nombre en el departamento del Cesar. Pérez Van Lenden fue solidario en ese propósito y tenía la claridad que no se creaba para competir con la Universidad Departamental Guajira sino que complementaba la misión de la misma, especialmente, en el nivel de los postgrados.

Es una extraña coincidencia de profecía autocumplida que al mes de fallecido el Justo hombre de la palabra (13 de julio 2019) se inician las labores académica de la sede de la Paz (Cesar) en el marco del Programa de Desarrollo con Enfoque Territorial –Pdet– Sierra Nevada – Serranía de Perijá derivados del Acuerdo de Paz. Es nuestra contribución fraterna desde la Universidad Nacional de Colombia para hacer realidad uno de sus más caros sueños.

El mejor homenaje a la memoria del maestro sentipensante de la etnoeducación e interculturalidad Francisco Justo Pérez Van Lendenes lograr que los estamentos de la institución se comprometan no solo a conseguir la acreditación de los programas académicos sino de la Universidad de La Guajira como institución de educación superior.

Directivas, docentes, estudiantes, egresados y egresadas tienen la palabra para preservar y honrar el legado de quien hizo honor a su nombre con su coherente vida y comprometida obra. Una muestra de la vigente producción académica del compañero Justo se presenta en la Revista de la Universidad de la Guajira ‘Estudios Interculturales desde Latinoamérica y el Caribe’ en sus números 26 y 27 (enero – diciembre 2020) con sendos foros virtuales el 14 y 16 de julio de 2020.