El dengue es un desafío en Colombia

El único y posible sentido de la vida consiste en trabajar por el bienestar de los demás, con amor para servir, y no destruirnos desafiando inútilmente la sociedad, pensando en la felicidad de unos pocos egoístamente, podamos juntos fortalecernos concertando. La Guajira y Colombia tienen un problema de dengue preocupante en muchas partes de este país, y que el coronavirus no ha dejado verlo. Reflexionemos, fonsequeros, uno de los muchos desafíos que amenazan la salud mundial es el dengue.

Según la Organización Mundial de la Salud –OMS–, una serie de 13 desafíos que amenazan la salud de las familias colombiana y guajiras, entre los que se centran las enfermedades trasmitidas por vectores, como el dengue, no el de kika; están la malaria, el sika, el chucunguña y la fiebre amarilla, entre otros, que se están extendiendo por las poblaciones del mosquito que se trasladan masivamente con los cambios climáticos.

El dengue malo es una de las enfermedades en La Guajira y Fonseca, que tiene diferentes formas de transmisión, picadura del mosquito hembras del genero Aedesaegypti, que pica a una persona, infectado el virus. Ingiere la sangre con el virus del dengue a una persona sana, incubándolo por un periodo de 8 a 12 semanas, según especialistas, frecuentemente al amanecer y atardeceres. La Guajira y Fonseca tropical urbano-rural tienen el piso térmico para esta clase de mosquitos que están por debajo de los 2.200 metros sobre el nivel del mar. Invito a todos los líderes, lideresa comunales, comunitarios, politólogos, sociedad, comunidad, centros de salud, maestros, maestras y esas personas filantrópicas que quieran a La Guajira, y especialmente Fonseca, colaborar con la Secretaría de Educación, Salud y honorables concejales del municipio. Colombia tiene problemas de dengue, ¿pero le interesa más el coronavirus que es otro problema gravísimo mundial?, pero en Fonseca tenemos el dengue bueno y el dengue malo; de las familias mosquitos, Aedesaegypti mosquito de múltiples enfermedades transmisores de maldad a los hogares. Podemos socializarlo apoyando la administración en la Secretaría de Desarrollo, Educación y Salud.

Las familias bondadosas y generosas podemos estar privados de cualquier rencor y envidias menos de las esperanzas de salud de todos. Fonseca, en la Alcaldía podemos lograr la sana esperanza de construir puentes solidarios con estas campañas el 17 de febrero 2020 en el Crem, presentando soluciones de este fenómeno de salud. ¿Por qué no admitir que la política de servir, es que en cada momento iniciamos una nueva existencia de vivencias talentosas moralmente y que el pasado es sólo un sueño para empezar una consolidada cooperación por esta causa, la salud de las familias? El dengue está en Fonseca y en La Guajira.