El pütchipüüi (palabrero) dote (pago) indemnización (pago)

El palabrero, un líder de leyes por naturaleza, fue denominado patrimonio inmaterial de la humanidad por su capacidad de resolver conflictos entre familias wayuú y abusos de alijuna que se hacen los que desconocen las reglas que la historia y que la misma madre (tierra) mma y padre juyaa (lluvia) le otorga a sus hijos, a los del seno de sus entrañas, por la que han luchado a pesar del tiempo de las injusticia de los mismo alijunas aprovechados y grandes multinacionales que quieren seguir aprovechándose según ellos de la ignorancia del wayuú.

Sueñan con imponer sus reglas y leyes alijunas, no contando que ya los wayuú están cansados de tanta falta de respeto y que así mismo como ellos están gozando de grandes beneficios que el territorio les ofrece y de quienes saben que su bienestar ahora depende del territorio guajiro, pero que súper injustos, ya que unos han obtenidos poder y riquezas de estas tierra, mientras que otros vienen a lo mismo y que los hijos de La Guajira reciban limosna; cuando deberían ser ellos los primeros en gozar, donde  no debería faltarles  nada, pero no, según ellos el adelanto, el avance viene solo con ellos y para ellos, entonces desalojan e imponen.

Los palabreros son esa cabeza visible del pueblo wayuú, los líderes de cada comunidad indígena de este departamento que lloran el hambre, sed, olvido siendo una población rica por naturaleza, por tanto es justo y necesario que los pütchipüüi estén atentos a las acciones que violenten ahora la tranquilidad del pueblo wayuú, quienes quieran convivir con ellos, deben ajustarse a las normativa que por derecho y naturaleza le pertenece.

El palabrero o pütchipüüi es el máximo representante de las normas y legitimidad  wayuú, representado en un equipo de hombres wayuú expertos en el tema a nivel mundial, esta responsabilidad hacer honor a la palabra, al territorio, a los usos y costumbres, a la dignidad humana de cada wayuú dentro y fuera del territorio guajiro, de la mujer wayuú y todo lo que sea relacionado al mismo.

Creemos en el palabrero, en su honra y dignidad, son ellos muchísimos, cada comunidad tiene uno, quienes atrevidamente tal vez por ignorancia o discriminación han sido objeto de burla, porque no se han dejado pisotear, se han escuchado expresiones de que son flojos, de que les gusta cobrar, burlas que mma y Juya le han devuelto al pobre ignorante que se expresa de esta manera, que piensa que ser indígena significa ser arrastrado, miserable, mendigo ¿que tal? Ahora se le salió a deber a los alijunas, quienes también en sus normas cobran hasta la pisada, donde si se matan o se falta entre ellos hay indemnización, pero esta palabra bonita ¿no significa pago? Y que se dice de la multas y pagos a los que entre ellos vemos quejarse de las entidades del Estado y las privadas que tienen los mismos del Estado, bancos, centro comerciales, entre otros que cobran hasta $100 y ahora los indígenas son los cobrones, eso da ganas de reírse o burlarse de los mas avanzados, pero en viveza y atrevimiento.

En honor a los palabreros que recorren La Guajira y el mundo entero, han sido ustedes siempre los libertadores, los héroes de leyes, normas ancestrales y ahora legalmente reconocidas por el mundo, ¿a quién no le gusta la plata y quién no cobra? Sigan en su honorable misión de mantener la libertad del pueblo wayuú y ser ejemplo vivo y activo de todos los pueblos hermanos.