¿Es Palestina un país?

Donde están ubicados hoy Israel y Palestina es una zona que desde la antigüedad fue invadida por los sirios, babilonios, persas, macedonios y romanos. Muy pocas veces a dejado de estar azotada por la guerra.

Hoy no es la excepción pues llegan noticias que me entristecen: Israel en plena pandemia bombardea a Palestina. Esta guerra de David contra Goliat es de nunca acabar. Es cruel e infame. Gaza está hoy en ruinas, esperan la llegada del coronavirus pero son bombardeados con el cuento que allí se refugian los hombres de Hamas, el principal grupo islámico palestino.

Precisamente, para entender un poco lo que sucede hoy en esa parte del mundo es necesario saber que después de la primera guerra mundial, el Reino Unido recibió un mandato de la Liga de las Naciones -la anterior ONU- para que administrara el territorio de Palestina. 

Vale la pena recordar que luego de la Segunda Guerra Mundial cuando los sobrevivientes judíos de la persecución de Hittler quedaron regados por el mundo, la ONU en Asamblea General aprobó un plan para la partición de Palestina donde recomendaba la creación de un Estado árabe independiente y uno judío. Así las cosas, divide el territorio otorgando una parte al pueblo israelí y otra al pueblo palestino dando origen al surgimiento de Israel el 14 de mayo de 1948.

Sin embargo, Israel invade el otro territorio -quería más- dando comienzo a una serie de conflictos bélicos que al día de hoy no han parado. A primera vista, en ese instante a la ONU le faltaron dientes pero mejor se hicieron los desentendidos y por lo tanto el territorio destinado para el pueblo árabe se redujo a la mitad y por esta invasión 750.000 palestinos huyeron a países vecinos o fueron expulsados por tropas judías.

A su vez, más adelante en la guerra de los seis días con una victoria aplastante de Israel le permitió arrebatarle la Franja de Gaza y la península del Sinaí a Egipto, Cisjordania -incluida Jerusalén Oriental- a Jordania y los Altos del Golán a Siria. Nuevamente 500.000 palestinos se vieron obligados a huir de su territorio.

Justamente, en diciembre de 2016 la ONU aprobó una resolución para que cesaran los asentamientos de Israel en los territorios palestinos. La respuesta de los israelíes fue de ira y amenazas de abandonar la Organización de Naciones Unidas.

Teóricamente, las leyes internacionales definen a los Estados soberanos por cuatro condiciones fundamentales: poseer una población permanente, un territorio definido, un gobierno y la capacidad de establecer relaciones con otros Estados soberanos. Eso son hoy los israelies. Pero no ocurre lo mismo con el pueblo palestino que con idénticas condiciones son sometidos a toda clase de abusos como el no reconocimiento de Estado soberano.

Hoy la Organización de Naciones Unidas no han podido hacer mayor cosa con relación a las condiciones paupérrimas a las que se ve sometido el pueblo palestino por el hambre, cuestiones de salubridad y los cobardes bombardeos llevados a cabo por el pueblo judío. Entonces, ¿quién podrá garantizar que puedan surgir como Estado?

Dicho de otra forma, en Cisjordania, la invasión por parte del gobierno israelí por encima de los organismos internacionales y organizaciones de derechos humanos y paz, nunca se detiene y pretende a punta de misiles, tanques y fusiles cercenar el territorio de los palestinos.

La síntesis es simple, un pueblo como el judío que vivió las infamias del holocausto debería dar ejemplo de humanidad, solidaridad y no someter a otro pueblo a estas condiciones. Dos pueblos que han sufrido las atrocidades de la infamia y de la intolerancia de los humanos; deberían sentarse, dialogar, darse un abrazo, un apretón de manos, dejar las ideologías y religión de lado y mejor progresar juntos. No creo que estén pensando llegar con estas diferencias hasta el fin de la humanidad.

Pero, surge a solucionar como primera medida que según Israel invaden porque las leyes judías dicen que la zona en la que están es la tierra prometida por Dios al primer patriarca, Abraham, y a sus descendientes. Como no soy cristiano, musulmán ni judío, considero que es una disculpa muy superficial esa de que son el pueblo elegido para andar armando líos, guerras y muertes.

Ahora, que hace o piensan en las Naciones Unidas cuando se enteran que en plena pandemia se bombardea a un pueblo por cuestiones religiosas o de tierras haciéndose los locos con relación a las mujeres, los ancianos y los niños. Por infamias como esta –y otras- me pregunto siempre: ¿Para que sirve la ONU?

Más grave aún, hoy a los palestinos es inevitable que les llegue con mucha fuerza el coronavirus y sin condiciones dignas de vida, ni agua potable el virus inevitablemente va a hacer estragos.

Para concluir, me pregunto y como creo que se preguntan muchos latinoamericanos, ¿por qué la demora por parte de la ONU para el reconocimiento y establecimiento de un Estado Palestino? ¿Por qué no se le exige a Israel que se retire de la franja de Gaza y Cisjordania? ¿Le temen a la ira del pueblo judío?

¿Hasta cuándo creerán los israelíes que les va a durar el apoyo de los estadounidenses? Porque sin él les tocaría vivir más civilizadamente, las cosas allá serían diferentes y considero que el conflicto se habría solucionado.