La mente, campo de batalla

La mente nuestro campo de batalla porque ahí se anidan todos nuestros pensamientos. Pensamientos es la facultad que tiene toda persona para formar y relacionar ideas en la mente.

También podemos decir que es el conjunto de ideas propias, en fin la acción de pensar, examinar algo en la mente antes de tomar una decisión, o darle una solución a una determinada situación. Está bien concebir un plan o tener una opinión sobre algo o sobre alguien, orquestar algo que se piensa hacer, y que termina por  hacerlo.

La palabra pensar también incluye las  palabras idear, proponer, planificar, estimar, imaginar.

Imaginar es la capacidad que tiene el ser humano para producir imágenes en su mente o sea recordar algo que ya pasó o que vio, imaginar también se puede significar tener un plan. Lastimosamente hay personas que sólo se imaginan lo malo.

Nuestra mente también puede recordar. Recordar un hecho que pasó hace muchos años pero que vienen los pensamientos, y llegan esos recuerdos muchas veces malos recuerdos, y esos malos recuerdos nos llevan a malas acciones.

Por lo general se recuerdan más lo malo que lo bueno. ¿Qué recuerdos están llegando ahora mismo a tu mente? Recuerdas ¿Quién te hizo daño?  ¿Quién te traicionó? ¿Quién te engañó?

Si nos concentramos mucho en esos malos recuerdos, sólo servirá para Atormentarnos, pero si desechamos esos malos recuerdos, y proponemos en nuestra mente olvidarlos y perdonar. Entonces tendremos una mente renovada, y al tener una mente renovada nuestros pensamientos eran buenos.

 Tendremos la paz que sobrepasa todo entendimiento como dice la Biblia: “No se aflijan por nada, sino preséntenselo todo a Dios en oración; pídanle, y denle gracias también.  Así Dios les dará su paz, que es más grande de lo que el hombre puede entender; y esta paz cuidará sus corazones y sus pensamientos por medio de Cristo Jesús’’. Filipenses 4:6-7

 Dios tiene la capacidad de poner a prueba. El corazón del hombre. Y  además escudriñar en lo más profundo de nuestra mente, aún en aquellas áreas de nuestra mente que son totalmente desconocidas para nosotros Dios puede mirar y Dios puede examinarlo todo. Recordemos que Dios conoce todos nuestros pensamientos, nuestras intenciones, nuestro razonamiento, nuestra memoria, y todo lo que nos imaginamos, antes de que pensemos ya Dios sabe lo que vamos a pensar.

La Biblia habla de varias clases de mente por ejemplo, la mente carnal: Una mente carnal es aquella que solamente piensa en las cosas de la carne, cómo malo deseo el pecado de la corrupción y todo lo que tenga que ver con el apetito carnal.

Romanos 8: 5-6. Porque los que son de la carne piensan en las cosas de la carne; pero los que son del Espíritu, en las cosas del Espíritu. Porque el ocuparse de la carne es muerte, pero el ocuparse del Espíritu es vida y paz. Por cuanto los designios de la carne son enemistad contra Dios; porque no se sujetan a la ley de Dios, ni tampoco pueden; y los que viven según la carne no pueden agradar a Dios. Romanos 8:5-8 RVR1960

Mente corrompida. La palabra corrompido es igual a corrupto, contaminado, podrido, apestado, la mente corrompida es aquella que ha llegado al más alto nivel de calamidad, y descomposición.