Mayapo, un paraíso guajiro

Por Javier Duque

La Guajira es una de las regiones con más diversidad y riqueza de Colombia en donde se cumple la afirmación “hay mucha riqueza, pero profunda pobreza y desigualdad”, al recorrer este vasto Departamento, encontramos una región con gran diversidad de culturas, costumbres, etnias e inmigrantes, pero su mayor privilegio son sus riquezas naturales, mineras, ubicación geográfica y paisajismo.

Es importante resaltar dentro de esa inmensa riqueza, una zona natural a menos de 30 minutos en carro de Riohacha, conocida como Mayapo, rica por sus paisajes, su gente y la conjugación de muchos elementos de La Guajira que los propios y visitantes podemos disfrutar, sin emprender viajes a lugares más distantes.

Mayapo y sus alrededores, incluyendo Riohacha, El Pájaro, Manaure, Uribia y muchas poblaciones y rancherías cercanas, conforman un circuito de sitios que hoy están en un estado natural que permite conocer lo que representa esta diversidad cultural y paisajes paradisiacos de La Guajira.

Por otro lado, Riohacha y Uribia son los centros urbanos con mayor concentración de población, mientras Manaure y El Pájaro con menor tamaño, ofrecen la oportunidad de conocer la gastronomía de esta región, sus historias, sus playas, y la explotación de sal en magnitudes industriales.

Se puede tomar a Mayapo como centro de visita a La Guajira para disfrutar de primera mano de sus paisajes, mar e historias de la región. Mayapo se ha convertido en una zona de emprendimiento turístico alternativo, donde la naturaleza y conservación es lo prioritario que se ofrece al visitante, de tal forma que quien llegue logre entrar en una armonía de paz y relajación, que harán de las horas o días en estos entornos, momentos de plena satisfacción.

Los emprendimientos turísticos en Mayapo son variados, se pueden encontrar desde empresas con conocimiento del negocio turístico, hasta pequeños empresarios, gente de la región que ha reconocido en su entorno natural, una fuente de oportunidad para generar ingresos y desarrollo a estas poblaciones. Para ellos hay una constante, ser líderes conservacionistas de la naturaleza que los acoge, que hoy les abre oportunidades para un mejor mañana.

Es importante que empresarios y emprendedores se unan, que el Estado, autoridades de La Guajira – Riohacha, den a estos entornos la garantía de permanecer conservados para propios y visitantes, pero deben acompañarlos con la creación de infraestructura básica en términos de vías, urbanismo, servicios básicos, asegurando que la fuerza y emprendimiento que hoy se ve en Mayapo tenga futuro.