‘Tomasito’ Dangond, patriarca familiar

Tomás Dangond Morales o como es conocido cariñosamente en Villanueva y fuera de ella ‘Tomasito’ Dangond, arriba el próximo 11 de mayo a sus primeros 99 abriles, con la misma lucidez mental y con las salidas que lo han caracterizado entre los suyos y sus más allegados. ‘Tomasito’ sin querer queriendo se ha convertido en un patriarca conservador de Villanueva. Su pueblo mantiene todavía incólume figuras legendarias como la de ‘Tomasito’ Dangond, quien con otros de su generación como el intelectual Sabas Silvestre Socarrás Dangond, su pariente más cercano, Celso y Manuel López, patriarcas liberales con quienes les une una gran amistad; Tomás de Aquino Campo también patriarca liberal y de los mejores caficultores que tuvo Villanueva en tantas décadas de productividad en la Serranía del Perijá; José Alberto Daza Mojica, otro buen patriarca conservador que se mantiene productivo a sus 88 años y la matrona Rita Contreras, quien a sus 107 años se acuerda de los mínimos detalles de la historia de ‘Las Colitas’, el baile más popular que tuvo Villanueva en muchas décadas.

‘Tomasito’ Dangond se caracteriza por su mansedumbre en su trato familiar y amistoso. En los eventos religiosos ahí está siempre en primera fila. Solidario a más no decir: visita con frecuencia a sus amigos cuando la salud los afecta y asiste a la despedida también de esos amigos que se han ido antes que él. La última vez fue para despedir a su yerno y amigo Juan Manuel ‘El Mono’ Daza Peñaloza, el esposo de Silia. A sus seres queridos que se han ido como lo fue su esposa doña Hermelinda Soto de Dangond, su hijo Marcelino Antonio ‘Chingo’ y Milciades o ‘Palle’ los visita con frecuencia en el cementerio.

Don ‘Tomasito’ Dangond representa las buenas costumbres villanueveras. Es el gran patriarca familiar de su entorno. Representa la rectitud y la moral que les ha imprimido a sus hijos. Hijos que le han entregado en vida un jardín lleno de rosas y que él no tiene quejas de ellos, al contrario se regocija en alegría y en satisfacciones de tantos detalles con su padre amoroso y con su abuelo tierno y consentido. Luzmila, una reconocida empresaria, quien se ha convertido en la líder de su familia; José quien ha fungido como secretario de Educación en su municipio y que no sirve de lo bueno con esa alma generosa heredada de su padre, María y Nuris docentes en su municipio y Silia también docente, quien como sus otras hermanas se desvive por su papá. Qué orgullo para mi ser su amigo. Qué orgullo para Villanueva contar con un personajazo como ‘Tomasito’ Dangond.