Un canto para hacer versos

‘El amor amor’ (1860) autor desconocido, melodía legendaria del vallenato raso de raíces tradicionales; de este canto el autor por amor al arte a la música, su más grandes diversiones la parranda, su emoción lo inmortalizó de alegría y a flor de labios un verso de esos que nacen del alma y viva Dios quien vive una parranda es quien la goza.

Este es el amor amor / el amor que me divierte / cuando estoy en la parranda / no me acuerdo de la muerte. Este primer verso gracioso repetitivo sirve de encabezamiento para improvisar muchas más, provoca seguir cantando.

Características del amor amor: Es un canto para hacer versos, no es una canción común y corriente, su musa es por amor a la parranda, es un canto anónimo, de herencia social, clásico parrandero que no pasa de moda, un patrón de la piquería, es de raíz esencia del folclor, símbolo del vallenato tradicional, de los primeros juglares que engendraron la verdadera cultura de la música vallenata. Este canto criollo ha marcado la pauta del trovador que improvisa para inflar los instintos de todos los parranderos.

El doctor Normando José Suárez Fernández, docente de la Universidad Nacional de Colombia, sociólogo investigador de la música, escritor, ponente del cuarto congresos internacionales del Arte en el Caribe, presentó la obra del vallenato tradicional, versión original del canto ‘El amor amor’ (1860), de la memoria del maestro de la música Manuel José Fernández Frías, que estudió música entre los años de 1910 al 1912 en el Instituto de Música de Cartagena, hoy Unibac y en partituras de las notas musicales de este canto legendario parrandero escrito en el pentagrama por el maestro de la música Ismael Enrique Fernández Rodríguez en ritmo de paseo, en un compás de dos por cuatro, dice el ponente en un aparte: “Este himno anónimo del genero vallenato, inducido para que se posesionara en el imaginario colectivo, no solo del Caribe Continental e insular Colombiano sino en el resto del mundo”.

Génesis: cuando nace este canto parrandero, ritual social de la parranda, se desarrolló en el primer paso de los juglares que sembraron la semilla y la estructuración de este género musical; El canto del ‘amor amor’ para hacer versos fue uno de los primeros que propagó la música vallenata como el bostezo de pueblo en pueblo, como dijo el maestro Rafael Escalona, y todavía este canto vallenato raso criollo ha sido un patrón en el concurso de piquería de todos los festivales de la música vallenata.

yiya_elena@hotmail.com