Concejos de Fonseca y Albania adelantaron debates de control político a secretarios y autoridades locales

El llamado busca estar atentos y bajar los índices de hechos delictivos en la ‘Villa de San Agustín’.

Diana Molina Peñaranda, presidenta de la corporación edilicia, manifestó que se viene ejerciendo control político a la Secretaría de Gobierno, la Policía y el Ejercito Nacional, así como a Tránsito municipal, para hacer seguimiento a los compromisos adquiridos en debates anteriores.

Entre los compromisos pactados anteriormente están: adelantar los operativos para combatir la presencia de menores en establecimientos públicos y emprender diligencias en conjunto con Ejército, Policía y Alcaldía para garantizar la seguridad, entre otros.

Según la Secretaría de Gobierno, es importante que la comunidad tenga presente que puede contar con la administración local y la fuerza pública para velar por la seguridad y tranquilidad de la población.

“Queremos dejar constancia de los patrullajes por diferentes sectores y vigilancia desde puestos fijos por parte del Ejército; la Policía también hizo presencia en billares, estancos, zona rosa, tiendas y en las calles del municipio”, indicó una fuente.

En Albania

En el Concejo de Albania, el debate de control político fue para la secretaria de Gobierno, Keillys Cabas, quien en el recinto de la corporación junto a su equipo de trabajo, tuvo que responder un cuestionario de varios puntos y exponer el plan estratégico diseñado ante la situación de inseguridad que se presenta en el municipio.

Durante la sesión, la funcionaria debió responder inquietudes como la venta de sustancias alucinógenas; el incremento de las llamadas casa de citas; robos a mano armada; venta prohibida de licor a menores de edad y el no funcionamiento de las cámaras de seguridad instaladas hace 8 años.

Por su parte el presidente del Concejo de Albania, Eliécer Solano, le solicitó a la secretaria que diera a conocer las medidas que adelantan en conjunto con otras autoridades asentadas en el municipio.

“Muchas veces las autoridades que hacen los procedimiento retienen a cualquier ciudadano y enseguida salen ‘los padrinos’ a impedir que tal detención se lleve a cabo neutralizando de esta manera la operación policial. Todos debemos remar para el mismo lado”, manifestó la abogada Keillys Cabas.