Médicos celebran hundimiento de la reforma a la salud en el Congreso

El proyecto de reforma a la salud fue hundido por las comisiones séptimas del Senado y la Cámara de Representantes. La decisión del Congreso fue celebrada por los gremios médicos del país, que consideraban la iniciativa como inconveniente porque profundizaría la privatización de la salud colombiana.

“La intención de hacerle unos ajustes como decía el objeto de la reforma, no contemplaba realmente hacer una reforma que se ajustara a muchas necesidades en salud de la población colombiana. Habían muchas cosas que profundizaban las inequidades, los problemas y el hundimiento de ese proyecto es una gran oportunidad para que ahora con todo lo que se ha dicho, con todas las observaciones que se le han hecho a la Comisión Séptima del Congreso, entiendan que se necesita una mayor discusión, más debate. Que el Senado le haga caso a las personas, la gente que está en la calle clamando por una reforma que se ajuste más a las verdaderas necesidades”, dijo el presidente del Colegio Médico Colombiano, Stevenson Marulanda Plata.

El galeno recordó que actualmente los servicios de salud son parte del sistema productivo colombiano y maneja cada año 50 billones de pesos que se disputan muchos sectores económicos y políticos. Por eso, considera que es necesario que las asociaciones médicas participen en la formulación de una reforma que sí responsa a lo que necesitan los pacientes y trabajadores de la salud.

Por su parte, el doctor Alaín Jiménez, integrante del Colegio Médico del Cesar,  celebró el fracaso de la reforma por ser, a su juicio, “altamente nocivo para el derecho fundamental a la salud de los colombianos. Era un modelo de ley que profundizaba el modelo de aseguramiento”.

Pérez considera que desde la privatización de la salud hace casi 30 años, los hospitales públicos afrontan graves problemas de funcionamiento y además con la fallida reforma solamente se pretendía reforzar más ese modelo. “Esto entregaba recursos públicos y convertía los recursos de la unidad de pago por capitación en una prima de aseguramiento con el riesgo que esto conlleva y facilitaba la aparición de alianzas público-privadas en la cual siempre nuestros hospitales en peor situación. Entregaban la atención primaria en salud a las EPS, que en esta pandemia han demostrado que no tienen las capacidades técnicas, científicas ni administrativas para abordar problemas de salud pública y no terminaba de resolver la crítica situación que tenemos todos los trabajadores sanitarios del país porque no garantizaba un modelo de trabajo digno y un escalafón salarial para todos los trabajadores del sector salud”, dijo el médico.

Y al igual que el doctor Marulanda, Jiménez cree que el fracaso de la reforma es una gran oportunidad para que todas las asociaciones que agrupan a los trabajadores de la salud participen activamente de la construcción de un modelo de salud más aterrizado a lo que pacientes, médicos y todos los involucrados del sistema requieren para brindar una atención más optima.  

Entrevista con Stevenson Marulanda Plata, presidente del Colegio Médico Colombiano
Alaín Jiménez, miembro del Colegio Médico del Cesar