Paraguachón vivió un 23 de febrero tranquilo tras el fracaso del ingreso de la ayuda humanitaria por Cúcuta

Cientos de venezolanos e indígenas wayuú se apostaron de ambos lados de la frontera de Venezuela por Paraguachón desde tempranas

horas de la mañana del pasado sábado, en espera del arribo de la ayuda humanitaria.

Sin embargo, las esperanzas de estas personas fueron desapareciendo a medida que pasaba la mañana y todo transcurría en total calma, sin vislumbrarse que por esta zona podrían ingresar  los alimentos y medicamentos.

La tensión solo se vivió por espacio  de unos minutos, cuando  se observó a un grupo numeroso de miembros de la Guardia Nacional Bolivariana que custodiaba la frontera  y reforzando la seguridad con tanques de  guerra apostados a pocos metros de la línea fronteriza en territorio venezolano.

Posteriormente cientos de ciudadanos de nacionalidad venezolana, en especial indígenas wayuú, se aglomeraron a la llegada del gobernador encargado Wilson Rojas Vanegas, con la esperanza que tras la llegada de las autoridades, estaría arribando también la  ayuda. Sin embargo, a los pocos minutos el mandatario (e) de La Guajira anunció  que por este puerto seco fronterizo no estaba previsto el ingreso.

Luego en la instalación del Puesto de Mando Unificado, Rojas Vanegas pidió a todos los organismos un informe detallado de toda la capacidad ante una eventual situación de llegada masiva de migrantes del vecino país.

«Verificamos con todos los actores de este PMU la capacidad de cada uno de ellos para afrontar una eventual situación de ingreso masivo, evidenciamos detalles que mejorar, pero quedamos con monitoreo  permanente de la frontera durante todos estos días», indicó el gobernador.

Informó que para hoy se reabrirá el comedor comunitario que le brinda alimentación a los migrantes, el cual fue cerrado desde el viernes para evitar cualquier situación negativa que pudiera presentarse.

Cabe mencionar que la comunidad internacional rechazó los graves hechos de violencia promovidos y ejecutados por la Guardia Nacional del presidente Nicolás Maduro en la frontera con Cúcuta,  para impedir el ingreso a Venezuela de la ayuda humanitaria.

Así lo hizo saber a través de un comunicado difundido por la Presidencia de la República, apoyado por diferentes países e incluso la OEA.

En ese sentido, presidente interino Juan Guaidó, quien asiste hoy a la reunión del Grupo de Lima en Bogotá, indicó que insistirá en buscar la libertad y la democracia para su nación.

Cabe recordar que el pasado sábado Nicolás Maduro anunció que rompió relaciones con el Gobierno colombiano y dio 24 horas para que los diplomáticos salgan de su país.